Miércoles 18 de Enero de  2023 // 21:41 hs
CHARLENE DE MÓNACO

Los secretos que guarda el refugio de Charlene de Mónaco y el Príncipe Alberto

El Palacio Grimaldi, testigo de todas las incógnitas.

Escrito en CELEBRIDADES el

Charlene de Mónaco y el Príncipe Alberto viven en el Palacio Grimaldi, también conocido como el Palacio principesco y esta última semana comunicaron una noticia que puso contento a más de un turista y ciudadano de la ciudad interesado en la historia.

Los príncipes de Mónaco decidieron hace 7 años comenzar con las renovaciones de lo que significa su hogar desde su casamiento en el 2011. Es justamente por esto que se mantuvo cerrado al público el Palacio de Grimaldi. 

Charlene de Mónaco y el Príncipe Alberto comunicaron la decisión por redes.

Charlene de Mónaco y el Príncipe Alberto emitieron un comunicado el pasado 17 de agosto informando a quienes estén interesados, la reapertura del recinto real. "Desde el 1 de julio, 600m2 de frescos escondidos durante varios cientos de años y restaurados utilizando métodos ecológicos, que finalmente son visibles para el público".

Pinturas inéditas de las principales colecciones acompañan este descubrimiento.

Todo tiene un precio, pero el de esta visita al palacio donde residen el Príncipe Alberto y Charlene de Mónaco, no es inaccesible. Los adultos deberán pagar 10 euros, mientras que los menores solo 5. Una vez adentro, descubrirán un sin fin de obras de arte inéditas del Renacimiento italiano ocultas por casi más de 500 años y que ahora no solo vieron la luz del día, sino que están al alcance de quien guste visitar el palacio.

Visita con guía de lujo. (Twitter)

Palacio Grimaldi

La residencia data del 1191 cuando todavía no pertenecía como recinto del principado, sino que funcionaba como fortaleza de la República de Génova. En 1297 tomó nombre ya de Palacio Grimaldi, justamente cuando la familia la conquistó, y desde entonces ha pertenecido a ellos, hoy es el turno de quien sucede a Raniero III de Mónaco desde 2005.

Charlene se ocupó en julio de mostrar el recinto. (Twitter)

Situado en la cima de la roca de Mónaco, el Palacio principesco ya abrió sus puertas tras años cerradas por mantenimiento y restauración, para que no sea únicamente un lugar histórico para quienes viven allí, como es el caso de Charlene de Mónaco y el Príncipe Alberto.